Seguidores

lunes, 5 de septiembre de 2011

BONITUN

Pocas han sido las salidas de pesca en los últimos tiempos, pero estas fueron dedicadas a los tunidos.
Estos misiles también tienen su veneno y su pesca es muy adicta, aunque no todos lo vemos de igual forma. Hay que reconocer que estas incursiones pueden resultar monótonas, sobre todo cuando las carracas no suenan..pero la pesca es así.

Este año el mar nos trae gratas sorpresas, no solo el codiciado bonito, el cual sigue siendo escaso y pocas son las capturas.... sino que también los patudos o monjas, tiran de nuestras lineas y nos hacen pasar momentos de gran tensión.



Hay momentos en los que la sonda se vuelve practicamente opaca, grandes manchas de pescado llegan incluso a marcar los 5 y 6m de profundidad, cuando realmente el fondo ronda los 1000m.

No siempre hay picadas en estas circunstancias, pero son muestra de la zona que hay recorrer.




Y así llegan las picadas y el agradable ruido de las carracas



Y suben a bordo los codiciados tesoros del mar.



Poco después, las caras de la tripulación lo dicen todo.



Y el final de la jornada...aunque el resultado no siempre es tan fructifero.

Un saludo para todos y buena pesca.