Seguidores

jueves, 30 de julio de 2009

Arrow Head---Banjo Eye. (-)


Después de varias salidas en este mes, persiguiendo a los grandes Abadejos por los abismos....con unos cuantos bolos dicho sea de paso, había que tomar alguna determinación sobre esto, con lo que decidí buscarlos en otros petones y diferentes fondos.
Encontré varias piedras, con grandes cantidades de pescado....solté los jigs una y otra vez... cambiando unos por otros,mas rápidos, mas lentos,mas grandes, mas pequeños, de un color y de otro...pero nada solamente conseguía subir chicharros, xardas, fañecas etc...
Las corrientes no eran demasiado fuertes, y el mar de fondo de 1,5m aproximada mente, como ya estaba algo cansado y porque no decirlo, un poco desesperado probé con los Bucktail-Jigs que en estas circunstancias me habían dado buenos resultados.
Monte un Banjo color fluor (170g) en una caña, lo deje bajar al fondo y deje que el solito trabajase la zona.
Estos señuelos solo tienen un gran inconveniente, no podremos sacarles todo su rendimiento en grandes fondos (70/100m) si las corrientes son muy fuertes.
Debido a sus largas colas de vinilo y otras confecciones, sus caídas son mucho mas lentas que las de un jig normal.
En la otra caña coloque un Arrow-head color rojo y blanco (142g) suelto al fondo y una vez allí, comencé a moverlo con tirones cortos y lentos...largos y lentos, este tipo de señuelos trabajan muy bien de esta forma, ya que sus grandes colas de vinilo les dan una gran movilidad y sus caídas son bastante lentas entre tirón y tirón.
En una de estos movimientos se produjo la gran picada, buenos tirones y fuertes cabezazos, señal inequívoca de que lo que estaba al final de la linea era un Abadejo.
Comencé a subirlo sin demasiada prisa, para disfrutar del momento que tanto esperaba, y cuando apenas me faltaban quince metros para que llegara a la superficie, el freno del carrete de la otra caña comienzo a sonar con una tremenda carrera...... había que apurar para intentar lograr esa picada.
Conseguí meter el primer ejemplar a bordo, y cogí rápidamente la otra caña que no había dejado de dar tirones y salidas bruscas de linea.
Parecía un buen ejemplar puesto que sus tirones eran bestiales, y digo parecía porque no llegue a verlo nunca, a mitad de carrera se soltó.
Continué merodeando esa nueva zona, alternando Jigs y Bucktalis pero sin mas respuesta.
Aleatoriamente estos bichos tienen un comporta miento raro, es fácil en alguna ocasión distinguir los del resto de pescado, por las formas que adoptan en los fondos, ya que estos suelen estar un poco mas levantados, bien sea del mismo fondo o rodeando un peton.
He dado con ellos en estas circunstancias, sabiendo que estaban allí....pero simplemente no quisieron atacar nuestros Jigs.
A que podrá ser debido este comportamiento.??? Estaran demasiado cebados a las grandes bolas que se aprecian de Patexa? o a grandes cardumenes de xardas y chicharros?
O habrán empezado a ser mas desconfiados, como es el caso de algún otro depredador?

Un saludo para todos y buena pesca.